Páginas vistas en total

martes, 19 de febrero de 2013

El día que me quieras

Si algún día, tus ojos me quisieran mirar, tus manos me quisieran tocar y tu boca quisiera ser la única dueña de mí; ese día, hasta la rosa más escondida se vestiría de fiesta y las campanas tronarían al viento que por fin eres mío, para que en cualquier rincón del mundo conozcan que esa sonrisa ya tiene dueña.

El día que me quieras, hasta las estrellas estarán celosas, porque sabrán que todas tus noches ya no las compartirás con ellas.

Te doy el tiempo que necesites para que aclares tus sentimientos. He aprendido a quererte en la distancia y en el tiempo, con el alma y con el cuerpo, en silencio. Sólo quiero que me ames, que te acerques y me ames; que me regales un poco de tu calor, que te atrevas a mi amor; sí, AMOR, porque cuando sientes que el alma te aletea por el cuerpo buscando salida, cuando el corazón te cabalga en la garganta y hasta te ahoga de alegría, cuando te invade la certeza de que estás vivo y de que eres especia, es porque has encontrado el AMOR, y eso es lo que me ha pasado a mí contigo.


Ahora sé que quiero vernos envejecer juntos, acompañarte en tus noches de insomnio, comprender tus silencios y también tus enfados, tus alegrías, tus tristezas......, ayudarte a cerrar heridas pasadas, que me perdones equivocaciones y el no ser mejor persona de lo que soy. Quiero enseñarte a ver tu vida con mis ojos, mientras tu me enseñas la mía con los tuyos.

No puedo prometer una felicidad eterna todos los días de tu vida, pero sí prometo que entre ambos podríamos construirla día a día, desmontando nuestros errores para poner sobre ellos nuestros aciertos.

El verdadero de amor está destinado para ti toda la vida, aunque lo conozcas tarde o en circunstancias que parecen poco fáciles de llevar. A pesar de ello, siempre estará ahí.

    Io*

jueves, 14 de febrero de 2013

Cupido hace de las suyas cada 14 de febrero

14 de febrero: día del amor, de los enamorados, día de SAN VALENTÍN.

Hoy flota por el aire un ambiente especial, diferente al del resto de los días; porque es hoy, cuando los enamorados desempolvan sus más bellas palabras y gritan a los cuatro vientos a sus enamorad@s cuánto les quieren. Hoy, las emociones y los sentimientos brotan y salen del corazón sin ningún tipo de timidez ni vergüenza, ya que todos se sienten levitar en una nube de algodón del más dulce azúcar que les hace de llenar de gozo hasta lo más profundo de su corazón.

Unos sorprenden regalando flores, otros chocolates, incluso algún detalle algo más comprometedor que selle más la relación, y también están los que deleitan con bellos poemas. En realidad, todo eso no deja de ser, meramente material, lo importante son los sentimientos.

Pero este día no es sólo para aquellos a los que Cupido les ha dado de lleno con las flechas del amor y son, como consecuencia, correspondidos; si no para todos aquellas personas que quieren a sus amigos, a sus familias, etc.

Los que como yo, en días como hoy, no tenemos aún a nadie especial con quien compartir todo lo que las flechas de ese loco angelito nos ha despertado, lo vivimos de una manera diferente. Lo vivimos al lado de esa persona que nos descoloca las ideas, pero sin que llegue a enterarse.

Mi consejo es que no sólo nos demostremos AMOR y CARIÑO este día, si no que lo hagamos todos y cada uno de los 365 que tiene el año, porque todos ellos son importantes y hay que fomentarlo a diario para que perdure.

¡QUERED MUCHO!

    Io*